viernes, julio 31, 2009

Mark Haddon. El curioso incidente del perro a medianoche.

No está mal esta novela. Después de las primeras páginas no daba nada por la historia, pero justamente es la historia la que lleva al lector sin soltarlo hasta el final. Admito que soy muy sensible a los golpes bajos, pero creo que me emocionó con recursos auténticos.

Se trata de la salida al mundo exterior que hace un chico autista de quince años, cuya vida en pocos días da un giro gigante (de 360° diría una amiga mía). No parece imposible el mundo del chico, o al menos está bien planteado. Como suele suceder la incredulidad se suspende, y el arte convence. Los demás personajes son absolutamente prosaicos.

Recomendable.
Acá también gustó.

miércoles, julio 29, 2009

Patricia Highsmith. El talento de Mr. Ripley

Es un policial norteamericano que como suele ser habitual se abstiene de toda consideración espiritual.
Tom Ripley no tiene los medios ni la educación suficiente para conformar su aspiración; una vida acomodada; por sobre todo ni considera trabajar. Es medio marica, deja entrever la autora. De a poco se va revelando el talento de Ripley: carece por completo de principios.
En un momento razona que asesinar a su amigo le da una posibilidad de mejorar su propia situación, entonces sin más lo liquida a golpes de remo.
La novela sigue y llega al final con mucha tensión, ¿podrá Ripley cumplir sus planes, o se hará justicia y el pecador será castigado?

Calificación: buena.
Una nota sobre la época: el sistema postal era fundamental, y andaba perfectamente.

martes, julio 28, 2009

Feliz feliz en tu día


Cumple hoy 81 años Angélica Gorodischer. Que sigan los éxitos y por muchos más.

miércoles, julio 15, 2009

Liliana Bodoc. Presagio de carnaval

Compré este libro porque sospecho que va a ser ignorado por la prensa marketinera, incluyendo la blogocosa. Y me tienta levantar una reseña solitaria.

Ya en la primera página siento ecos de Sara Gallardo: "Poco hay aquí que pueda señalarse como bello." Entre paréntesis, eso es bueno y muy raro.

La novela presenta brevemente el escenario del drama, donde se encuentran los protagonistas. Cuenta la vida de cada uno de ellos, en párrafos cortos o largos que va intercalando. Todo el libro es bastante corto, así que no se trata de largas sagas familiares, sino de apuntes, de los momentos decisivos que alcanzan para definir sus historias. Está dividido en dos partes, ambas relatan la tragedia poniendo enfásis en distintos personajes.

Los protagonistas son un campesino boliviano, descendiente de sanadores, que abandonó su Tarabuco natal y es ahora solo un vendedor de yuyos, se llama Sabino Colque; Mijaíl, que trafica harinilla prohibida al por menor, Ángela que es una chica de barrio, apocada pero muy hermosa, y cuya madre ha muerto; y Graciela , una mujer soltera de cuarenta y algo que es la jefa de Ángela, ambas trabajan de vendedoras en un local al lado de la plaza donde venden Sabino y Mijaíl. Sabino tiene un perro, que se llama Primo. Y Renzo, el novio de Ángela, estudiante universitario.
Mijaíl, Graciela y Renzo son seres sin nobleza, pequeños miserables, cada uno a su manera. Ángela y Sabino están muy golpeados por la vida pero no tienen maldad; en su desamparo se encuentran, y en el pequeño carnaval que copia el original, en esa fiesta, llegan a intimar, a tocarse. Esa alegría, o posibilidad de felicidad, es insoportable para el resto y hacen lo posible por secar esa plantita. Son los asesinos de los días de fiesta, según la inmortal definición de Marco Denevi.

La prosa elegida por Bodoc está hecha de apuntes, de vistazos. Al paisaje, a los gestos, a veces al espíritu. Son atisbos cifrados: cada paso implica los muchos pasos anteriores. El relato de un rasgo deja entrever su larga construcción.

Calificación: muy bueno.

sábado, julio 11, 2009

Andrés Neuman. El que espera


Prefiero las novelas a los cuentos, los cuentos largos a los cortos. Entonces, será dificil que me guste este libro que resulta ser de cuentos cortos, y aún más, de microrrelatos. En efecto, no me gustó mucho. Neuman escribe en español peninsular sin originalidad; y las ideas o las pequeñas tramas son regulares nomás.

jueves, julio 09, 2009

Rubem Fonseca. Mandrake


Son dos historias de Mandrake, que es un abogado penal, y resuelve casos criminales.
La segunda historia es mejor porque el caso queda planteado a la manera de Agatha Christie: un grupo acotado de personajes, y todas las pistas a la vista.
El problema es que la historia va demasiado rápido; parece un borrador, o apuntes para una novela policial.

Calificación: Regular.

miércoles, julio 08, 2009

Murió Gabriel Báñez

Murió con apenas 58 años de edad uno de los mejores escritores argentinos, casi desconocido por el gran público.

Honró estas páginas con su visita.

Libros comentados en este blog.




domingo, julio 05, 2009

Oliverio Coelho. Los invertebrables


Escenario surrealista. Trama caprichosa o alegórica (¿las alegorías son caprichos por definición?).
Con alegorías, con historias confusas y con metamorfosis imposibles pueden escribirse novelas geniales, entiendo que quedan dos caminos: uno, a fuerza de prosa, otro, llegar al corazón y emocionar por algún lado, sea risa o llanto, pavor, lo que sea.
Pero esta novela no brilla por el lado de la prosa y relatar cada suceso le lleva al autor muchas más palabras que las necesarias. A lo Mallea, digamos.

En cuanto a la eventual trama, tres seres no humanos del todo consiguen que una mujer venga a vivir con ellos, y entonces se transforman en perros.
Sinceramente, no le encontré sentido.