sábado, agosto 11, 2007

Isak Dinesen. Carnaval

Como me encantó Lejos de África, agarré Carnaval, de editorial Bruguera, Narradores de hoy, que es un conjunto de inéditos; Recreaciones y cuentos póstumos, dice en la segunda página. En efecto, algunos cuentos están inconclusos, otros parecen borradores, pero algunos son de todos modos excelentes. Tiene cinco páginas de Vargas Llosa a modo de introducción que son bastante buenas.
Carnaval es el relato más largo, pero justo el más confuso y aburrido.
Hay uno que parece un folletín, lleno de intrigas cruzadas, y se trunca en lo mejor.

Un viajero famoso dijo de la aristocracia bergamasca, que la mitad de ella estaba loca de malicia y de lujuria. Que constituía una raza aislada, con la mente fósil como la lava, y con la sangre espesa y caliente. Su sentido del humor está encarnado en la figura del Arlecchino de Bérgamo, que es salvaje como un búfalo y ágil como una cabra, presenta un rostro ennegrecido, una voz áspera, bigotes de gato, una vestimenta llena de parches como la piel de un leopardo, y una cola de zorro en el sombrero.

Hay un par cortos que son de misterio, que sí están completos, son de lo mejor. También una versión de Jack El destripador, cuando llega al final de su vida, hecho un ancianito que "tenía la curiosa manía de observar con atención sus propias manos".
Dinesen escribe bien, tiene ideas, crea personajes bien hechos.

Entonces, un libro muy desparejo.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario