miércoles, noviembre 23, 2005

Cuando fuí mortal, Javier Marías

Cuando fuí mortalLo más original de este libro -en la edición que tengo- es la portada: sin marco ni recuadro es una foto en blanco y negro sin nada de texto. En la contratapa tres cuartos lo ocupan una foto del autor en blanco y negro, y abajo solo dice Alfaguara. En el lomo está la información habitual. Supongo que a fuer de despojada y despejada tan misteriosa tapa no cumplió su primera obligación: informar sobre el contenido. Y tampoco las adicionales de marketing. Y por eso no se encuentra en internet; la foto sí (es la de casi todas las tapas más tradicionales de otras ediciones).

Son muchos cuentos, pero dicen muy poco; casi nada que no sea lectura de inmediato olvido; es más, me parece que algunos cuentos ya los había leído...y olvidado.
Excepto Cuando fuí mortal que intenta y logra transmitir una intensa melancolía.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario